Comentarios 1

PIES LIGEROS por Antonio Montero​

|

A LA LUZ DEL DÍA. Columna de Antonio Montero.
(Publicado en el Diario de Almería el 16/06/2017)


Pies ligeros

por Antonio Montero



Con una humilde falda y sandalias de suela de neumáticos, gana carreras una mujer tarahumara


Correr ha dejado de ser cosa de cobardes para convertirse en una práctica, un hábito, en buena medida saludable, si se lleva a cabo como es debido, aunque pueda acabar teniendo también lo suyo de adictivo -no todas las adicciones son malsanas- al dar juego a las hormonas que producen sensaciones placenteras. Por otra parte, como crece el número de adeptos a correr, la oferta de equipamiento deportivo no se queda atrás. Y no se trata de vestir de sport, de manera cómoda e informal, sino de toda una suerte de indumentaria y de dispositivos que los corredores buscan para adorno y mejora de su afición. Por eso en cualquier carrera popular, de las muchas que se reparten en el calendario de las temporadas, pueden verse "runners" ataviados con mallas, tobilleras, medias de comprensión, camisetas térmicas, zapatillas técnicas, geles energéticos, sofisticados relojes con GPS que marcan la distancia, el ritmo y velocidad, tensiómetros para controlar el ritmo cardiaco, programas de entrenamiento en el teléfono móvil, informes del desarrollo de la carrera… Así hasta completar una parafernalia a propósito.


Pues bien, sin nada de esto, solo con una humilde falda, unas sandalias -huaraches- de suelas hechas de neumáticos y sin entrenamientos o preparación específica, una mujer del pueblo indígena tarahumara, del Estado mexicano de Chihuahua, ha corrido 50 kilómetros, en Puebla, a sus 22 años, junto a atletas de muchos países, para subir al podio como ganadora tras siete horas de durísima carrera. No se la ve en las imágenes, copiosamente "visitadas" en las redes sociales, con la alegría de la satisfacción, sino seria y algo circunspecta con un cheque de 6000 pesos (algo menos de 300 euros) que recibe como premio. No tiene otro entrenamiento que cuidar a un ganado de vacas y chivas, haciendo 10 o 15 kilómetros diarios con los animales. Y se hidrata con lo que no es sino su dieta básica, un polvo de maíz con agua. En la carrera también han participado varios de sus siete hermanos, así como su padre. Y este contó que corre desde niño, como su padre y su abuelo, con una motivación principal: la de "no tener hambre". Dicho es que agudiza el ingenio, pero también el hambre aligera las piernas. La mitología puso alas en los pies a Mercurio, raudo mensajero de los dioses, pero los tarahumaras tienen la resistencia física como rasgo de identidad, son de "pies ligeros" y solo necesitan unas rústicas sandalias para correr "ultramatones".


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
01

Como te decía, amigo Sancho, allá a los lejos distingo a la que llaman de buena fe Carmonagincia; atalaya propuesta candidata como ciudad mágica por el Patronato de Magos. Atraído por su reciente fama de azarosa, vamos a acercarnos con precaución

Comenta
Promesas

Nosotros no somos capaces de recordar cuanto tiempo lleva el cartel en ese lugar, creemos que está ya mimetizado con el paisaje y simplemente es algo cotidiano a nuestro paso, el objetivo incansable del captacán ha vuelto a dar en el clavo.

Comenta
Destrozos en el real

El nuevo robo se perpetró el pasado seis de enero y fue la patrulla de la Policía Local quien descubrió la puerta forzada de la escuela y avisó a su Directora de lo que había ocurrido, al mismo tiempo que puso el hecho en conocimiento de la Guardia Civil quien es la competente en estos casos para iniciar la investigación.

Comenta
NOTICIASPOLITICALOCALLOGO
UNIDOSPORUNMUNDOMASVERDE
Bienvenidosrefugiados