Comentarios 1

Reportaje; LA IMPORTANCIA DE LEER LAS ETIQUETAS DE LOS ALIMENTOS QUE CONSUMIMOS.

|



Reportaje; LA IMPORTANCIA DE LEER LAS ETIQUETAS DE LOS ALIMENTOS QUE CONSUMIMOS.


Que consumimos alimentos que cada vez están más tratados es algo que todos conocemos pero la cuestión es ¿Somos realmente consciente de ello?

Podríamos añadir que “somos lo que comemos” y en la sociedad en la que vivimos, cada vez con menos tiempo para dedicarnos a cocinar los alimentos, nos lleva a los supermercados en busca de productos que sean fáciles de preparar y no nos cueste mucho tiempo elaborarlos, sin reparar que es un tremendo error.

¿Nos paramos a leer con detenimiento la elaboración y los ingredientes de lo que llevamos en nuestras cestas de la compra? A esta pregunta, la mayoría de nosotros responderíamos que no.

Veamos algunos ejemplos claros de productos que consumimos casi diariamente y no somos conscientes de que muchos de ellos contienen, por ejemplo, exceso de azúcar o están refinados sin que reparemos en ello.

El aceite de oliva recomendado por los nutricionistas, es el que añade en su etiquetado “Virgen o Virgen extra”. Este es el aceite que se ha producido exprimiendo la aceituna obteniendo su zumo natura, el aceite. Si en el etiquetado solo aparece “aceite de oliva”, esto significa que después de exprimir la aceituna se ha realizado otro tipo de procedimiento para conseguir un aceite refinado, sin que seamos conscientes de ello. Esta es una cuestión muy importante ya que la mayoría de los aceites que consumimos no explican claramente su valor en grasa. Si el aceite ha sido procesado o refinado, el contenido en grasas saturadas es mayor, precisamente las que menos debemos consumir.


Otro aspecto importante en el que deberíamos fijarnos es el orden en el que aparecen los ingredientes.

Los ingredientes del producto aparecen en el orden en que lo lleva. Cuanto antes aparezca, más cantidad de él habrá.

Si nos fijamos en el etiquetado de esta tableta de chocolate, podremos comprobar que lleva más cantidad de azúcar que de manteca de cacao. Si queremos un chocolate de calidad, por tanto, hemos de fijarnos en que la manteca de cacao esté bien presente.

Otro azúcar con el que no contamos, es el que está presente en algo que les encanta a los niños y que consumen diariamente en cantidades que no controlamos: el Kétchup.

Los padres y consumidores en general, no somos conscientes de que por ejemplo, una sola cucharada de Kétchup tiene aproximadamente, 4 gramos de azúcar y generalmente, cuando lo añadimos a nuestras patatas fritas o hamburguesas, consumimos más de una cucharada. Por consiguiente, estamos aportando a nuestro organismo más cantidad de azúcar de la que se recomienda diariamente. Y ese dato no solo es aplicable al kétchup, sino a otro tipo de salsas como la mayonesa, mostaza o las que utilizamos para dar más sabor a las ensaladas.

Además es importante tener en cuenta en las etiquetas, el valor total en hidratos de carbono, (azucares de absorción lenta), al contrario de lo que ocurre con los azúcares presentes, por ejemplo, en los pasteles, (de absorción rápida), que aumentan el nivel de glucosa muy rápidamente, siendo muy dañinos para nuestro organismo.

Si nos fijamos en el etiquetado de este batido, podemos observar que todos los hidratos de carbono que lleva el producto son azúcares.

Al igual que ocurre con las salsas, las cantidades del valor nutricional son engañosas para el consumidor. El etiquetado especifica que “por 100 gramos de producto o 100 ml en caso de ser un alimento líquido, consumimos 13g de azúcar”. El problema es que no somos conscientes de que lo normal es tomar el doble o triple de esta cantidad.

Para que nos hagamos una idea, los brik pequeños que les damos a los niños para ir al colegio o para merendar, son 200 ml. Por lo tanto, cada vez que damos a nuestros hijos uno de estos brik, está consumiendo 26 gramos de azúcar.

Cuando miramos con detenimiento la etiqueta de una bandeja de hamburguesas comprobaremos que se refieren a ellas como "preparado de carne picada".

Una hamburguesa fresca está elaborada con carne picada, un bajo contenido en sal y sin ningún tipo de conservantes ni procesamiento. Como no lleva conservantes su periodo de caducidad es muy corto y habría que consumirla el mismo día o los días posteriores a su compra.


Por lo tanto, cuando consumimos hamburguesas envasadas no podemos afirmar que estemos comiendo “hamburguesa", pues están procesadas, contienen azucares añadidos, conservantes y potenciadores de sabor.

También tenemos que saber, al interpretar la etiqueta de algún producto, que son los aditivos. Normalmente están indicados con la letra “E”, seguida de un numero.

Es un colorante si la serie es “100”, conservante si la terminación numérica es 200 y antioxidante si el número es 300. Estaremos ante un espesante si aparece la serie 400.

En este sentido debemos añadir que no todos son perjudiciales.

Los Sulfitos, por ejemplo, son conservantes que se utilizan para disminuir la actividad de las bacterias en los alimentos, evitando su contaminación y que al consumirlos, no nos contagiemos, por así decirlo.

En resumidas cuentas, la mayoría de nosotros no tenemos ni idea de los que consumimos diariamente, pues los productos indican letras y números, cuando lo más sencillo sería que pudiéramos ver los nombres reales de los conservantes y colorantes que contienen.

Solo así seríamos plenamente conscientes de que nuestra alimentación es sana, dentro de lo que establece la ley y no consumimos productos elaborados con ingredientes artificiales que no sabemos ni que existen.

Aunque la realidad, sería mucho mejor si compramos la carne en la carnicería, el pescado en la pescadería y hacemos nuestros propios zumos con frutas frescas. Nuestro cuerpo y nuestra salud, nos lo agradecerían. 




Comentarios 1
Cambioclimatico3


"Como bien explican en el blog culinario El comidista, el pan tucama original que gracias a mi menorquina madre he podido disfrutar desde que tengo uso de razón, comienza por un buen pan, de tipo payés, de estos que tienen huecos y espacios que serán colonizados en su momento por el aceite de oliva..."

Comenta
Muertos gurtel
Siento decepcionar a muchos de los incondicionales de Halloween, esa fiesta importada, de tradición celta y con mucho arraigo en los países sajones.
Comenta
Plantarunrbol

"Entre el ingenio del poeta cubano José Martí y la adaptación del relato de un mensajero del islam se hallan las razones de una recomendación principal: antes de dejar la vida –o de que esta nos deje- importa hacer tres cosas. A saber:..."

Comenta

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Periodistacontactaconnosotros
Seorganancapturatuconciencia

Por cada reproducción del video se dona un céntimo a la Asociación protectoras de animales 'Peludos de Córdoba' y ya ha conseguido recaudar 1.000€. El objetivo ahora es llegar a las doscientas mil reproducciones y continuar, al final del articulo insertamos el video, merece la pena conocer las historias que en el se cuenta y de paso se colabora con una buena causa. 

Comenta
NOTICIASPOLITICALOCALLOGO
Op Azano Sevilla Editada.Imagenfija002

Los implicados son 3 personas, una de ellas, antigua cuidadora de la víctima, una anciana de 90 años.

Los autores del asesinato conocían perfectamente los hábitos de la víctima y dónde ocultaba el dinero.

Comenta
Trodereyes1
"El último rey que tuvo Carmona, hace ya un milenio más o menos, fue, como ya sabe usted, Al-Aziz ben Ishaq al-Mustazhir..."
Comenta
CALLECONGENTE 1
No, nos arruguemos, sobre todo, porque no tenemos ninguna razón para hacerlo.
Comenta
Amontero 2
La producción en serie no es propia de esta cadena de montaje, dispensada sea la comparación si en algo viene a propósito de la fotografía.
Comenta
016LLAMA
ANUNCIOCARMONACONSTRUYEFORMATOMEDIANO
ANUNCIOCORTATEFORMATOMEDIANO
Bienvenidosrefugiados