Mascarillas
Entre todos paremos

El Matacán: José el Merino y José Peroles

|


Matacu00e1n1

                  José el Merino y José Peroles

      Es difícil localizar a vuela pluma a un paisano por su nombre y apellidos de pila. Por eso, cuando a los datos de filiación se le añade el correspondiente apodo o mote, sea familiar o personal, damos de inmediato con la pluma en la diana. Con esta premisa, titulo con familiaridad a dos carmonenses que nos dejaron para siempre en esta semana pasada y a una edad en la que decimos, que aún queda mucho por vivir ¡Cachi, en la mar. Cachi en la mar! Ambos se vincularon desde jóvenes a la música, a la copla, al cante... Música, cante, cancionero, melodías, palmas, ritmo… Fórmulas inequívocas para expresar sentimientos en una época –la suya, la nuestra- difícil para una juventud rural lejana del académico pentagrama. Sin embargo, ambos consiguieron pisar las tablas y ser recordados por sus innatas cualidades musicales.

6773028832415230

     Con José, el Merino, o García, me unieron vínculos tan estrechos de amistad que, hasta hace días, a pie de velador, desplegábamos al viento todo el aparejo de recuerdos que nos llevaban al puerto más lejano de nuestra niñez. Siempre le llamé por su apodo familiar; desde que la calle Doctor Fleming, o de Eslava, o Antongutiérrez, fuese territorio estival compartido hasta la adolescencia. Entre oficio de monaguillo y jornalero familiar, el Merino me enseñó los recovecos de San Blas, el anidamiento de los quíquilis, el repique de campanas, el sabor de la leche en polvo escolar… y el penetrante aroma del vino de sacristía. Con él descubrí un mundo ajeno a la gran urbe. Le hablaba del mar y él me replicaba con el campo. Me hacía sentir marinero en tierra entre las buganvillas del Rialto.

            José el Merino, siempre tuvo como pasión la música pop y, como amante, la percusión. Como se decía entonces: la batería. La última vez que compartimos charla, sacamos a colación aquel primer grupo musical, al que bautizamos como Los Sioux, una ilusión infantil recreada con tres palos de la carpintería de Mancera, el del Postigo; dos tapaderas de latas de caballa de la tienda de Mercedes que usábamos como charly y un escobón de caña y palma como estridente guitarra eléctrica. A pesar de los intentos por seguir su poderío musical, José era tajante en sus conclusiones: “Lo tuyo es el carnaval”. Y con el tiempo, se subió a los tablaos: Los Dardos, Los Meteoros… Noches de ferias, de novenas… El Merino seguía fiel a su amante diosa Euterpe y a su fidelidad cristiana en la hermandad de Santiago.

8176Ov5h2dL. SL1425

    Y de esta generación de impronta popular, al otro extremo de Carmona. Así, por el barrio del Tirri, un ciego llamado Peroles, transmitía a diestro y siniestro, que el cante tiene cátedra sin necesidad de Universidades. Y uno de sus hijos, José, aprendió de la fragua de la vida que el ritmo y el compás tienen sitio en el alma de los pueblos. Con José  Peroles, no llegué a intimar. Lo conocí, un cinco de febrero de 1983, en los camerinos del Gran Teatro Falla de Cádiz, cuando junto a un grupo de amigos, todos aficionados al flamenco, calentaban voces para actuar con el nombre de “Los Maolillos del pueblo del membrillo” de la mano de Francis, de Pepe el Espartero y de Pedro Valerio. Al ritmo del llamado tres por cuatro gaditano irrumpía la percusión, bajo el compás de José, que  marcaba la estela de una fiesta secular de Carmona que renacía de las cenizas y ponía una pica en la Plaza de Fragela. Y así, con su pandilla flamenca, pasó de maolillo, a gitano canastero, a segador, a luz en la noche… a representar por carnestolendas, lo que durante todo el año siente un aficionado al cante flamenco, junto al toque de una guitarra fraternal. Cante flamenco que en Carmona tiene santo y seña en el Paseo de Feria en una portada que lleva por nombre Amigos de la Guitarra. Amigos del cante, del pop, de la música, de la percusión, de la gente sencilla de mi pueblo, como el Merino y Peroles.


Noche de la mu00fasica 46053500


1 Comentarios

1

Quiero agradecer las palabras dedicadas a mi padre, toda una dedicada a su familia, a la música y a su hermandad de la columna. Un fuerte abrazo.

escrito por José mari 22/may/21    01:06

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
E9749bb8 bad6 4fe8 aaab 87699593f8a5

"...el alma de una Carmona que se extendió por el mundo rodeada de buganvillas, de geranios, de almenas, arquillos y mercadillos campesinos."

Comenta
Matacán1

"Le hablaba del mar, y él me replicaba con el campo. Me hacía sentir marinero en tierra entre las buganvillas del Rialto".

Comenta
Bandolero1

 "Mascahabas era su apodo, aunque en el barrio de la Judería nadie lo identificaba como José Rendueles, como así consta en el libro parroquial".   

Comenta
Pésame

Compartimos el dolor y la tristeza

Comenta
Gráfico 10 junio

La cuarta ola de la pandemia en Carmona muestra los primeros síntomas de freno y vuelve al índice de contagios por debajo de los 500, tras un mes de continua subida. No obstante el nivel de alerta sigue en grado 3. 

Comenta
76269259 olas de marea del mar con espuma blanca en una playa arenosa soleada en el centro turístico en vacacio

"El día 12 a las 12:00 horas los carmonenses tienen una cita más con la historia, la historia reivindicativa de un pueblo que, sumiso, obediente y silencioso, supo responder con energía, tenacidad y firmeza a las injusticias sociales".

Comenta
IMG 20201214 115109

Las inversiones municipales para el presente ejercicio económico ascienden a más de 4 millones de euros con proyectos como la reforma del aparcarmiento subterráneo del Paseo, "La Ciudad de los Niños" y "La Ciudad de la Música".

Comenta
Yo fotografo grifo

"Aventura que toca a su fin en la parte que a mi me corresponde porque, afortunadamente, El Grifo continúa su andadura informativa local"

Comenta
016LLAMA
IMPORTANCIALAVARSELASMANOS1

Logoelgrifosaludelgrifoinformacion 3Según la OMS, lavarse las manos puede ayudarnos a prevernir hasta 200 enfermedades.


Un gesto tan sencillo y que muchas veces olvidamos, como es lavarse las manos, puede ayudarnos a tener mejor salud

Comenta
1hospitalmilitardesevilla

En el mes de Junio, se cumplieron 13 años de la Cesión por parte del Ministerio de Defensa a la Junta de Andalucía, por ser considerado “demasiado grande y caro para el Ministerio”. Desde esa fecha, el Centro Hospitalario permanece cerrado y un gran cartel de reforma puede observarse tras las vallas de seguridad que lo cercan, junto a restos de materiales como ladrillos, sacos de cemento y planchas de hierro.
 
Comenta
Portada mascarillas el grifo informacion

Personas sencillas de nuestro pueblo como Esther, Cristina, Mari, Ana, José Manuel, Macu, Manoli, Pili, Fran, Antonio, Loli, Mancera, Isa, Olalli, Pepe, Montse, menta y lavanda (la llamo así porque es como aparece en su perfil de wasap), Mi amiga Gertrudis (que las está cosiendo por mí, al haberme cortado un dedo y no poder hacerlo yo) y a nuestra Concejala de Educación, formación y empleo Angélica Alonso y su compañera María José CastejónConcejala de Servicios Sociales e Igualdad.

 
Comenta