Comentarios 1

El matacán; NAVAJA Y CUCHARA por Francisco Eslava

|


01


NAVAJA Y CUCHARA

Matacan logo


Los tiempos evolucionan con tanta rapidez que no hay manera de adaptarse a tanto cambio por mucho interés que se ponga y esfuerzo que se haga. Y no lo digo por asunto concreto, sino en general, aunque en el ámbito tecnológico la cosa lleva tal velocidad que, la de la luz y la de los agujeros negros, parecen de cuento y no precisamente de hadas sino de números cuánticos y ecuaciones físicas que ni te cuento. Así que, al margen de números y ecuaciones proclives a echar mano al dolalgial (consulte a su médico), nos ceñimos a nuestro territorio próximo a la muralla -como viene siendo doctrina desde que existe el matacán de lectura- para confirmar que por aquí los cambios van a menor velocidad. El tiempo no se para, más bien se adormece por aquello de la idiosincrasia de nuestra comunidad; con lentitud y parsimonia, a caballo entre un galápago del Corbones y un wifi en el Albollón.


Como digo y escribo, he observado cambios tan profundos y en tan poco tiempo que casi somos unos desconocidos entre generaciones. Ejemplos pueden ponerse a raudales. Sin ir más lejos en el uso de aquellos objetos tan cotidianos, personales y, si me apuran, intimísimos, como fueron: la navaja y la cuchara. Sí, la navaja, con sus dos correspondientes cachas o con hendidura de madera; esa arma tan española y tan localista, sobre la que no era raro escuchar a diario aquello de: Saca la navaja y corta. Se cortaba el pan, el chorizo… y todo lo que se ponía por delante, sin ánimo de hacer daño, por supuesto. Era un cubierto salvaje, campero, compañero innato de la talega y a veces meritorio como protector de una integridad física amenazada. La decadencia de este afilado objeto se manifiesta de mil maneras, entre ellas la pérdida de aquel sonido aflautado que recorría el barrio y prologaba el pregón del afilaó: “Se afilan navajas, cuchillos… de to”. Por el contrario, otras navajas comestibles parecen que repuntan en bares y restaurantes servidas a la plancha. En Cádiz las llamábamos muergos y las usábamos como carná para pescar. Las vendían en la calle Plocia, calle tranviaria y tabaquera por excelencia. Ahora en el mismo paraje, plagado de veladores, los turistas se las comen por docenas: Roberto, no me como un muergo ni muerto.

02


Por otro lado cercano, la cuchara particular e intransferible ha perdido créditos en uso. No era raro que determinado personal llevara la cuchara encima, por si se presentaba la ocasión de meterla en perol de guiso o arroz, muy frecuente entre peñas, hermandades y grupos sociales del cucharón y paso atrás. Si observan, lo del cucharón tenía su razón de ser, pues algún portador de cuchara la utilizaba con causa en modelo aumentativo. Era gente en su mayoría de gañote amplio en todos los sentidos. Recuerdo a un prenda -en paz descanse- cuyo cucharón era famoso en la caseta de feria porque en cada paso atrás se llevaba guiso para toda la familia. Era un caso… Aquello no era una cuchara, sino cazo. Para él no había nunca bolo (parada). Con lo que portaba en su cucharón disponía de tiempo suficiente para volver al perol con parsimonia mientras los demás comensales firmaban cuatro o cinco idas y venidas. En la otra mano, media telera de candeal acompañaba al utensilio de marras.



Creo que hemos pasado de un extremo a otro en costumbres, como en el uso de los cubiertos. Así, en ceremonias puntuales sacar la navaja sería hoy delito, aunque dispongamos de cuchillos en sus diversas versiones: para pan, pescado, postre, mantequilla, carne… Al final, como siempre –tras los efectos del néctar de Caná-- usamos el mismo para cortar de todo. Menos el tito Frasco que, una vez sonrojados los mofletes, saca su clásica de Albacete y deja el chuletón en el hueso. Tampoco hay que rasgarse las vestiduras, ni llamarle cateto, todo lo más costumbrista, porque aquí el que más y el que menos se olvida de los cubiertos y se come la pizza, la hamburguesa y las patatas fritas con las manos. Y si hay plato de langostinos tigres de Sanlúcar, afilamos las uñas sin necesidad de chiflo ni pregón y los rematamos con un chupetón en la cabeza sin vergüenza propia o ajena.


03

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
54192488 10205800353325846 4717411255508271104 n

Pero hay un elemento en esta rimbombante noticia -auspiciada por el Ayuntamiento de Carmona- de la que se hacen eco determinados medios locales de comunicación y que no puedo asimilar: la foto de familia.

Comenta
Upo flamenco

El rector de la Universidad Pablo de Olavide, Vicente Guzmán; la consejera de Cultura, Patricia del Pozo; el alcalde de Carmona, Juan Ávila y el artista Arcángel participan en el acto que da inicio a este programa formativo

Comenta
IMG 3360

En el interior de la noticia tienes el enlace al reportaje fotográfico completo del Pregón del Carnaval 2019 de Carmona a cargo del 'Coco', en el enlace podrás ver todas las fotografías o descargarlas, como prefieras. 

Comenta
3BATI

Desde Zingrin y ElArrecife Viejo, llevamos varios años organizando este tipo de actividades, junto con otros colaboradores y vecin@os de nuestro pueblo. Si tienes un hueco este domingo 10 de marzo de 2019, acércate y haz lo que te apeteza: siembra, limpia o simplemente disfruta de la compañía de quienes estaremos por allí.

Comenta
Tertulia foto

Nos reuniremos en la puerta de Sevilla a la hora indicada para el inicio de un recorrido durante el que se tomarán fotografías. La temática es libre.

Comenta
Nicolas portada

"Por si no conoce a Nicolás, el de las bombonas, le apunto que es personaje muy popular en Carmona; primero, por los años que se llevó cargando y descargando las de color naranja de más de 25 kilos de peso por unidad que almacenaba Electrodomésticos Zayas -allá por la Carretera Vieja de Rafael Montesinos- hasta que su espalda dijo que ya estaba bien de tanta carga;..."

Comenta
Miarma

"Acaso no pueda hablarse de un habla andaluza común porque nuestra región -comunidades autónomas y nacionalidades aparte- es rica en variantes de hablas locales, comarcales o provinciales.."

Comenta
Guardia civil búsqueda de personas

La Guardia Civil recomienda el uso de aplicaciones para facilitar la búsqueda de desaparecidos 

En los últimos meses han sido varias las desapariciones de personas mayores en distintos municipios de la provincia 

Comenta
Vicente García de IU y Cristina Cabrera de Equo

El partido de izquierda encabezado por Vicente García Baeza, candidato a la Alcaldía de Carmona, y el partido verde han acordado unirse para construir un bloque sólido con propuestas y proyectos dignos para una ciudad como Carmona según han declarado en una nota de prensa conjunta hecha pública en el día de hoy.

Comenta
Marichulos game over

"A la vuelta, para sorpresa y estupor de ella, él la abrazó y comenzó a besarle la cara, mientras buscaba sus labios. La mujer, atónita, incrédula y asustada, logró zafarse de las garras de él, empujándolo hacia la calle, y cerrando, temblorosa, a continuación, la puerta..." (Relato real)

Comenta
1943056

Las delegaciones municipales de Servicios Sociales y de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Carmona pondrán en marcha en los próximos días una nueva edición del Programa de Urgencia Social Municipal (PEUM) que dará trabajo a unos 50 desempleados de la localidad.

Comenta
314448 46514315054 7a4a8e0b89 o

"¿Por qué la ultraderecha se sincroniza ahora en todo el mundo contra las mujeres? ¿Por qué, existiendo tantas y tan graves preocupaciones entre la ciudadanía como el paro, la falta de recursos, la dificultad para acceder a una vivienda, o las carencias en salud y educación, la ultraderecha señala como la acción más urgente de los gobiernos, la lucha contra la libertad, los derechos y la igualdad de las mujere..."

Comenta
Curso refugiados

Comienza en la Universidad Pablo de Olavide la quinta edición del curso de español para refugiados e inmigrantes que finalizará en el mes de abril

Comenta
01 3

"Después de tantas coplas que he escrito para Carmona en época pretérita -cuando el pueblo se sumó a la recuperación del carnaval en los 80 del pasado siglo- les traigo, por san Valentín, unas letras apasionadas: «Sus calles, largas y estrechas, bien soladas con guijarros, a veces penosos para los pies del viajero..."

Comenta
NOTICIASPOLITICALOCALLOGO
UNIDOSPORUNMUNDOMASVERDE
Bienvenidosrefugiados