Comentarios 1

¿POR QUÉ MATARON A ASUNTA?: CUANDO LOS PADRES SON EL PEOR ENEMIGO DE SUS HIJOS. un reportaje de Ana Varela

|


Asunta


La periodista y redactora de El Grifo Información, nos trae un nuevo reportaje de actualidad, hace poco menos de un mes, concretamente el pasado 21 de septiembre se cumplía un lustro del asesinato por sus padres de Asunta. 


Sucedió un 21 de septiembre de hace 5 años. Asunta fue asesinada por sus padres. La sentencia nos lo cuenta así: “el día 21 de septiembre de 2013, los acusados doña Rosario Porto y don Alfonso Basterra, puestos de común acuerdo para acabar con la vida de su hija Asunta Yong Fang, comieron con ella en el domicilio de don Alfonso y le suministraron una cantidad de medicamento que contenía lorazepam, necesariamente tóxica, para posteriormente, cuando hiciera efecto, asfixiarla”. 5 años después, la noticia, tristemente, no es Asunta. La noticia son sus padres. Porque Rosario y Alfonso han pasado 5 años en la cárcel. Han cumplido una cuarta parte de la condena de 18 años por planear y llevar a cabo, de común acuerdo, el asesinato de su hija. Los padres de Asunta ya pueden pedir permisos penitenciarios. A ellos les está permitido salir a la calle y recuperar sus vidas. Para ellos, lo peor ha pasado ya. Pero para Asunta todo terminó hace 5 años, un 21 de septiembre.


Asunta hubiera cumplido 18 años este 30 de septiembre. Pero sus padres no se lo permitieron. Matar, en España, sale barato, muy barato. Aunque sea a una niña. Aunque se trate de tu propia hija. Asunta no merece ser olvidada. Ningún niño asesinado a manos de sus padres debería serlo. Jamás podremos, por más que nos empeñemos en comprender, entender el asesinato de una niña a manos de sus padres. Esta es la historia de Asunta, una niña de 12 años que apareció muerta en una cuneta cerca de la casa familiar de sus padres en Santiago, un día después de que sus padres denunciaran su desaparición. Una niña que fue asesinada a manos de sus padres, convirtiéndose en lo peor que unos padres pueden ser: el enemigo de ese ser indefenso, frágil y dependiente que es, siempre, un niño.


Asunta iba al colegio un curso por delante del que le correspondía por edad. Y estaba apuntada a clases. A muchas clases. Quizá a demasiadas clases. Clases de francés, de inglés y de chino. Y de piano, violín y ballet. Era una niña muy inteligente que hablaba 6 idiomas y a la que no le faltaba nada material. Buenos colegios, clases particulares y una cuidadora para ella sola. A primera vista, una vida idílica. Pero nada más lejos de la realidad.


“Asunta estaba tirada, sin que nadie le hiciese caso“. Son palabras de su madrina, recogidas en un triste auto judicial. Asunta estorbaba a sus padres. El último verano de su vida, la niña lo pasó entre la casa de su madrina y la de su cuidadora. Del 28 de julio al 9 de septiembre, en sus vacaciones escolares, ni su padre ni su madre tuvieron tiempo para su hija. Ninguno de los 2 trabajaba, pero la niña ya había comenzado a estorbarles. Asunta “pasaba días, e incluso noches, sola“. También esto lo recoge un documento judicial. La madre, Rosario Porto, la llamaba “pesada” en los correos que intercambiaba con su amante. Y se quejaba de lo agobiada que estaba de las actividades a las que estaba apuntada su hija, cuando tenía que acompañarla. “Mi hija me chupa la sangre, me molesta“, confesó Rosario a su psiquiatra. Y añadía “ya no tengo ganas de encargarme de mi hija”.


Unknown


Alfonso Basterra y Rosario Porto asesinaron a su hija. La sentencia, firme, dictada el 11 de noviembre de 2015, no lo duda. Los 2 fueron condenados a 18 años de prisión por asesinato con el agravante de parentesco. Los padres de Asunta se habían separado en Reyes, al enterarse Alfonso de que su mujer tenía un amante. Y hasta habían pleiteado por la custodia de Asunta, que recayó en manos de la madre. Pero apenas 7 meses después, en julio, los padres se pusieron de acuerdo: había que matar a Asunta. Los padres de Asunta se habían cansado de jugar a ser padres. Se comportaron con ella como si fuera un juguete del que uno ya se ha hartado, deshaciéndose de él. Un capricho más, una propiedad que ya no interesa. Ni siquiera un ser humano, a sus ojos.


Y así fue como, el 21 de septiembre de 2013, los padres de Asunta asfixiaron a su hija de 12 años con un cojín. Asunta estaba drogada. Los padres llevaban meses anulando su voluntad con pastillas. Además, Rosario y Alfonso le habían tapado la boca y la nariz con un pañuelo de papel, para que no pudiera respirar. Y también la ataron por los brazos y los tobillos con unas cuerdas. Asunta no tuvo escapatoria. Son los hechos probados de una sentencia demoledora.


El 4 de julio anterior, alguien intentó matar a Asunta. La niña lo contó: un hombre de negro entró en su casa y la atacó. Pero no hubo denuncia de los padres, ni los perros de los vecinos ladraron, como lo hacían con cada ruido fuera de lo normal que escuchaban. Al día siguiente de ese inquietante suceso, Alfonso Basterra empezó a comprar y acumular pastillas. Muchas, muchas pastillas. Como mínimo, 125. Asunta no entendía lo que pasaba, pero sabía que sus padres le daban “unos polvos blancos”. Dicen ellos que Asunta tenía alergia. Pero la niña lo negaba. Tampoco aparece en su historial médico. Para esa alergia le daban Orfidal, un ansiolítico. Una extraña cura para una alergia desconocida por todos. Y que Asunta no necesitó ni en julio ni en agosto, mientras estuvo viviendo con su madrina y su cuidadora. Asunta, incluso, fue a clase con síntomas de estar drogada varias veces. Incapaz de coordinar o de tocar, como sonámbula. Y, en julio, ella misma contó a una profesora que había dormido 2 días seguidos. Los profesores avisaron a los padres de estas reacciones extrañas de Asunta. Los padres no la llevaron al médico. Nadie podía sospechar que, desde julio, los padres de Asunta estaban “ensayando” el asesinato de su hija de 12 años.


El 21 de septiembre, en algún momento de la última comida que compartió con sus padres, Alfonso y Rosario suministraron a la niña hasta 27 pastillas que contenían lorazepam, el principio activo del Orfidal. Esas pastillas que su padre compraba en la farmacia en cantidades industriales y que sirvieron para anular durante meses la voluntad de Asunta. Su sangre y su pelo conservaban aún restos cuando la encontraron, al día siguiente, muerta en una cuneta. Una pista forestal adonde la llevaron, en su coche, sus padres. El ADN de Asunta, aparecido en la moqueta de la parte trasera del Mercedes, nos ha contado esta parte de la historia.


Después, los padres de Asunta denunciaron su desaparición. Al día siguiente, la niña aparecía muerta en una pista forestal, en Teos, cerca del chalé familiar de sus padres.


Pero Alfonso y Rosario no pueden ser los protagonistas de esta triste historia. Sólo son dos seres humanos (aquí, sí habría que decir presuntamente) que se pusieron de acuerdo para asesinar a su hija. No fue un ataque de rabia repentino, no. Los padres de Asunta planearon su asesinato. Llevaban meses preparándolo.


Dicen que Rosario Porto y Alfonso Basterra no son peligrosos. Eso, habría que preguntárselo a Asunta. Pero ella ya no puede hablar. Dicen que tampoco van a reincidir. De eso, quizá, podrían contarnos algo los padres de Rosario. Pero tampoco pueden hacerlo. Ellos también aparecieron muertos, repentinamente, con apenas 7 meses de diferencia, en la cama de su casa. Como Asunta, también ellos fueron incinerados. Sin embargo, todo (parece) les hace merecer permisos penitenciarios. Están en segundo grado penitenciario y podrían pedir permisos para pasar días o fines de semana.


Yo sólo sé que, cuando pienso en Asunta, me acuerdo de aquella frase que escribíamos, con cuidada caligrafía, en nuestros cuadernos colegiales. Mi mamá me mima, decía. Y siento que, a Asunta, ni su mamá ni su papá, la mimaban. Asunta, quizá, lo tenía todo. Pero le faltó lo más importante: el amor de sus padres.


Padresasunta 34555


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
2bisatrac 1

Es un joven rumano de 24 años que pretendía cruzar la frontera hacia Hungría con documentación falsa. Faltan por detener los otros dos criminales, que mataron a golpes al comerciante el 6 de agosto de 2018

Comenta
Nicolas portada

"Por si no conoce a Nicolás, el de las bombonas, le apunto que es personaje muy popular en Carmona; primero, por los años que se llevó cargando y descargando las de color naranja de más de 25 kilos de peso por unidad que almacenaba Electrodomésticos Zayas -allá por la Carretera Vieja de Rafael Montesinos- hasta que su espalda dijo que ya estaba bien de tanta carga;..."

Comenta
Vicente García de IU y Cristina Cabrera de Equo

El partido de izquierda encabezado por Vicente García Baeza, candidato a la Alcaldía de Carmona, y el partido verde han acordado unirse para construir un bloque sólido con propuestas y proyectos dignos para una ciudad como Carmona según han declarado en una nota de prensa conjunta hecha pública en el día de hoy.

Comenta
Marichulos game over

"A la vuelta, para sorpresa y estupor de ella, él la abrazó y comenzó a besarle la cara, mientras buscaba sus labios. La mujer, atónita, incrédula y asustada, logró zafarse de las garras de él, empujándolo hacia la calle, y cerrando, temblorosa, a continuación, la puerta..." (Relato real)

Comenta
1943056

Las delegaciones municipales de Servicios Sociales y de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Carmona pondrán en marcha en los próximos días una nueva edición del Programa de Urgencia Social Municipal (PEUM) que dará trabajo a unos 50 desempleados de la localidad.

Comenta
Curso refugiados

Comienza en la Universidad Pablo de Olavide la quinta edición del curso de español para refugiados e inmigrantes que finalizará en el mes de abril

Comenta
Guardia civil búsqueda de personas

La Guardia Civil recomienda el uso de aplicaciones para facilitar la búsqueda de desaparecidos 

En los últimos meses han sido varias las desapariciones de personas mayores en distintos municipios de la provincia 

Comenta
WhatsApp Image 2019 02 13 at 14.15.40

En una nota de prensa remitida a esta redacción, el grupo municipal de Izquierda Unida ha infomado que en la mañana del miércoles 13 de febrero, Vicente García Baeza, candidato a la alcaldía de Carmona, junto con otros representantes de Izquierda Unida, han presentado ante el Consorcio de Transporte un total de 5000 firmas

Comenta
Escuela taller CARMONA

El alcalde de Carmona, Juan Ávila, ha dado la bienvenida a las 39 personas que participarán en la nueva escuela taller y taller de empleo que se ha puesto en marcha en la localidad, con una inversión de 486.000 euros

Comenta
NOTICIASPOLITICALOCALLOGO
UNIDOSPORUNMUNDOMASVERDE
Bienvenidosrefugiados